4 formas de elevar tu frecuencia energética

Mundo Místico 05 de noviembre de 2020 Por Ani
Todo el Universo está hecho de vibraciones.
1437653671

Cuando vibramos en una frecuencia baja, las cosas suelen complicarse. Son esos días (o períodos) en los que sentimos que nada nos sale bien. Cuando la frecuencia energética es baja, cumplir con las tareas cotidianas es más difícil, y todo se siente cuesta arriba.

En cambio, al aumentar tu frecuencia energética sentirás una motivación mayor para hacer las cosas. Pero lo que es aún mejor: también notarás que todo fluye más armoniosamente. Es que nuestras ondas están vinculadas con las del Universo. Si vibramos en una frecuencia más alta, atraemos cosas mejores.

CON YOGA Y MEDITACIÓN

Estas disciplinas ancestrales nos conectan con lo más profundo de nuestra esencia, y ayudan a aumentar la energía. Es muy importante que cuando hagas estas actividades, ya tengas en mente tu objetivo de aumentar la frecuencia energética. Si bien siempre funcionan, si lo haces con esa clara meta, obtendrás mejores resultados.

Lo ideal es practicar todos los días, o al menos varias veces por semana, para tener resultados duraderos.

ESCRIBIR PARA AUMENTAR LA FRECUENCIA ENERGÉTICA

Escribir es otra manera de conectar con nuestra vibración más profunda. Nos ayuda a encontrar algunas ideas que quizá no teníamos del todo claras, y eso contribuye a mejorar nuestra energía.

Una forma sencilla de usar la escritura es escribir todas las mañanas, al menos unos minutos. Esta costumbre ayuda a bajar los pensamientos a primera hora y comenzar el día vibrando en una mejor sintonía.

PRACTICAR EL MINDFULNESS

La idea de conectar con el presente y prestar atención a las cosas que pasan a nuestro alrededor es una gran manera de aumentar nuestra frecuencia energética. Es una práctica que lleva tiempo y hay quienes la adoptan como una forma de vida.

Sin embargo, hay formas sencillas de ponerla en práctica y empezar a conseguir sus beneficios. Una de las mejores es hacer pequeñas caminatas en clave mindfulness. Para ello, tómate un rato para dar un paseo en el que pongas todos tus esfuerzos en prestar atención a lo que sucede a tu alrededor, y no tanto en tus pensamiento.

Siente el aire en la cara, presta atención a todos los sonidos, intenta mirar no sólo hacia adelante sino también tener alerta la vista periférica. Son cosas que te ayudarán a aumentar tu frecuencia energética. Si lo haces seguido, es una actitud que te resultará cada vez más sencillo replicar en otras circunstancias de la vida cotidiana.

MANTENER HÁBITOS SALUDABLES

Una de las cosas que más atentan contra nuestra frecuencia energética son los malos hábitos. Si quieres realmente vibrar en buena sintonía con el Universo, es importante que prestes atención a esto.

Ani

Te puede interesar