LA CUOTA ALIMENTARIA A LOS HIJOS

Jurídico 31 de mayo de 2020 Por IGNACIO SARAIN - Abogado
La cuota alimentaria, o en términos más precisos, la obligación alimentaria constituye en derecho y un deber.
111

Por un lado, un derecho que gozan los niños, niñas, adolescentes y por otro, un deber por parte de los progenitores, en donde ambos tienen la obligación de prestar alimentos a sus hijos. La obligación de dar alimentos que tienen los padres en relación a sus hijos es el conjunto de todo lo que ellos necesitan para vivir, educarse, vestirse, tener un lugar donde vivir, salud, entretenimiento y para que tengan un oficio o profesión. (arts. 658 y 650 del C.C.C.). –

Es muy frecuente incurrir en el error de pensar que un solo progenitor tiene la obligación de prestar alimentos a sus hijos. La regla es que ambos padres tienen el deber de dar alimentos a sus hijos. No importa si los hijos viven con uno solo de los padres.

Son los progenitores quienes deben ponerse de acuerdo en relación al porcentaje o monto de cuota alimentaria, a falta de acuerdo será el juez quien determinará dicho porcentaje o monto.  Es importante tener presente que previo a accionar judicialmente, es necesario realizar una mediación extrajudicial a fin de lograr un acuerdo, en caso que sea positivo el acuerdo se va a proceder a realizar una homologación judicial ante el juez de familia; en caso que no se arribe a un acuerdo, el mediador emitirá una constancia de fracaso de la audiencia de alimentos que nos permitirá realizar la presentación de la demanda ante los tribunales de familia. –

Los progenitores cumplen con la obligación de dar alimentos a sus hijos cuando pagan una cuota en dinero o en especie, por ejemplo, pagando el colegio, el club, la obra social, etc.  Un dato muy importante a tener en cuenta es que, la cuota se fija teniendo en cuenta las necesidades del hijo y las posibilidades económicas de los padres. Generalmente en cuanto a la modalidad de pago, la misma se determina de manera mensual, pero puede tranquilamente pactarse de manera quincenal o de acuerdo a las realidades de las partes involucradas. –

En relación hasta que edad deben los padres pasar alimentos a sus hijos, la edad es hasta los 21 años de edad o hasta los 25 años si estudian o se capacitan en un arte u oficio y no pueden mantenerse por sus propios medios (art.663 C.C.C.). –

En caso de iniciar una demanda de alimentos en contra del progenitor que se niega a pasar los alimentos, es procedente solicitar ante el juez de familia una medida cautelar de alimentos provisorios que permita al niño, niña, adolescente percibir una cuota hasta el dictado de la sentencia definitiva de alimentos a fin de resguardar su interés superior. 

En caso de incumplimiento de la cuota alimentaria por parte del progenitor debe denunciarse el incumplimiento ante el juez, y luego proceder a la ejecución de sentencia de los alimentos que se estén adeudando. 

Por último, muchos se preguntan si pueden demandar a los abuelos por alimentos, y la respuesta es que sí. El reclamante deberá en el mismo juicio de alimentos contra el padre que no paga o en otro juicio diferente solicitar alimentos. Pero para ello, se deberá que demostrar que es difícil recibir los alimentos del padre incumplidor. -

                                                                                                                            Andrés Ignacio SARAIN

                                                                                                                            Abogado – M.P. N° 5397

S.C.J.N.  T° 113 F° 982

Te puede interesar